DISEÑOJUGUETES

Un Tractor Verde que viaja por el mundo

¿Qué distancia puede recorrer un tractor verde de madera? Algo así como los mil kilómetros (o más, perdonen mi matemática y mi geografía) que separan a Buenos Aires de Misiones. Esa es la historia que hay atrás de estos lindísimos juguetes de madera, Tractor Verde. Hay un hijo que nace, un viaje, una selva que espera y mucho entusiasmo depositado en el juego.

Otra vez (como en otras historias que ya contamos) hubo un primogénito que le dio a sus padres las ganas de inventar, hacer y diseñar juguetes. En este caso fue Mauro el que inspiró a Benja (estudiando Arquitectura en aquel entonces) y a Silvina (Letras). “Hasta ese momento (mediados del 2001) alquilábamos un PH cerca de la facultad, me acuerdo re bien que no queríamos perdernos ningún momento junto a Mauro!“. La realidad se puso difícil, cuenta Silvana: los gastos eran muchos y costaba sostener el ritmo de vida. La solución llegó con ayuda de sus padres: compraron un torno para madera, lo instalaron en el altillo y empezaron a fabricar juguetes. “Eran torneados, con muchos detalles y pintados a mano. Probamos venderlos  en Plaza Francia los fines de semana, no vendimos mucho“.

Hubo prueba y error, más mudanzas y ahí fueron encontrándose con el verdadero corazón de Tractor Verde. Nacieron los juguetes de arrastre y  empuje. El movimiento fue, desde el comienzo, la base de los diseños: el avión mueve las alas al andar, el elefante levanta la trompa. Todos re-accionan ante el juego del niño. “La idea es que cuando el niño juegue, el juguete le responda, incentivando la repetición del juego“.

 

De a poco Tractor Verde fue ganando su lugar en las jugueterías. Y entonces llegó Gaspar, el segundo hijo. Esta vez, lo que trajo debajo del brazo no fue un proyecto sino muchas preguntas. Por la vida en la ciudad, por la razón de pasar los días en un lugar sin sol, sin patio. Silvana y Benja son de Misiones. Allí vivieron una infancia al aire libre. Y para allá se fueron. Empacaron hijos, taller, libros y gato y se volvieron a los pagos, para felicidad de las abuelas y la familia en general.

Los clientes los esperaron. Gracias a su reputación, el trabajo y el buen gusto, cuando pudieron volver a producir ya tenían una larga lista de pedidos esperando.

Pero los desafíos siguen, por eso siguen trabajando con empeño, invirtiendo en máquinas (una enorme, nuevita, que abre los horizontes y les permite ponerle detalles y formas nuevas a sus juguetes). Muy pronto, prometen, habrá nuevos modelos de cocinita con sus accesorios y más productos para seguir recorriendo el mundo a través del juego.

 

 


Cuando pensamos un juguete es nuestro deseo que al crecer el niño le haya significado algo“. Como para ellos ese tractor verde, juguete de la infancia, que sobrevivió a las mudanzas, a los cambios, al tiempo, para mantener presente ese recuerdo amoroso. Además del recuerdo, en el Tractor Verde de hoy conviven elementos que suman: la nobleza de la madera (de reforestación) y las pinturas no tóxicas. “No podría ser de otra manera: la conciencia del agotamiento de los recursos debe enseñarse desde edad temprana, debe formar parte de la vida diaria, y eso cuenta también a la hora de elegir un juguete para nuestros hijos“.

 

Tractor Verde web
En Facebook
Puntos de venta (yo los conocí por una de mis jugueterías preferidas, Juguetes Supisiche)
mail:  info@tractorverde.com.ar

 

3 cosas que dijeron

  1. 5 Abril 2012 at 23:21 — Responder

    Qué genial! Me recuerdan a los juguetes de madera de mi infancia 🙂

    • 6 Abril 2012 at 20:20 — Responder

      Es un gran revival que hayan vuelto los juguetes de madera. Son tan lindos!
      Un beso y gracias por pasar!!

  2. […] ¡Tentador! Abrir, cerrar, inventar, jugar. 22 mayo 2012 FB.Event.subscribe('edge.create', function(response) { _gaq.push(['_trackEvent','SocialSharing','Facebook – like button',unescape(String(response).replace(/+/g, " "))]); }); (function() { var po = document.createElement("script"); po.type = "text/javascript"; po.async = true; po.src = "https://apis.google.com/js/plusone.js"; var s = document.getElementsByTagName("script")[0]; s.parentNode.insertBefore(po, s); })(); Otra vez los juguetes de madera son los que nos entusiasman. La combinación es infalible: tiene algo de juguete para armar; tiene piezas; tiene la calidez de la madera y un diseño gracioso y atractivo que no te da todo resuelto, sino que deja espacio para completar con la imaginación. Espacio para jugar el juego, podríamos decir. El acierto llega (¡de nuevo!) desde Misiones, con el sello amoroso de Tractor Verde (si no lo conocen, pausa para descubrirlos acá). […]

Quiero decir:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *